Proyecto

Alojamientos colaborativos

Emplazamiento

Caraviés, Llanera

Cliente

Axuntase Soc. Coop. Iniciativa social 

Memoria

Los alojamientos colaborativos, también llamado cohousing,  son un modelo de vivienda alternativo al alquiler y la compra basado en el régimen de cesión de uso. Con el derecho de uso se puede disfrutar de una vivienda durante un tiempo indefinido, participar en la toma de decisiones sobre su diseño y posterior vida, pero sin llegar a adquirirla en propiedad. Se trata de un modelo con escasa implantación en España, pero que tiene una larga tradición en otros países europeos como Dinamarca y también en Uruguay, Estados Unidos y Canadá.

Desde su origen, las cooperativas de vivienda en España han optado por el modelo de propiedad privada. En este modelo, una vez construido el edificio, se disolvía la cooperativa y cada residente era propietario de su vivienda. Frente a esto, las cooperativas de vivienda de cesión de uso no se disuelven al terminar la construcción, sino que existen mientras dure el edificio.

En este modelo, la cooperativa es la propietaria del inmueble durante la vida del mismo y cede el uso de las viviendas a los cooperativistas por un tiempo indefinido. De esta manera, la cooperativa de cesión de uso gestiona aspectos como la entrada y salida de los inquilinos o el mantenimiento del edificio.

El derecho de uso puede ser indefinido en el tiempo, transmitido o heredado. El cooperativista lo adquiere mediante el pago de una cuota de entrada inicial que recupera al abandonar la vivienda y lo mantiene con una cuota mensual no especulativa.

El edificio está compuesto por 36 viviendas privadas que se complementan con grandes espacios comunitarios como comedor, cocina, salas polivalentes, jardines, que fomenten la vida en comunidad, permitiendo el apoyo en comunidad de la crianza así como la dependencia sobrevenida.